Utilizamos Cookies de terceros para generar estadísticas de audiencia y mostrar publicidad personalizada analizando tu navegación. Si sigues navegando estarás aceptando su uso. Más información X
PortadaForo AyudaTutoriales
Tutoriales

Recuperación de archivos.

JOSITO - 31/05/2007 - DERECHOS AUTOR
RECUPERACION DE ARCHIVOS: DIFERENTES POSIBILIDADES Y SOLUCIONES.



Un tema que preocupa bastante es la recuperación de datos en caso de perdida de los mismos.

En este tema hay que considerar en primer lugar el motivo de dicha pérdida para tratar de encontrar una solución.

El primer motivo (y el más fácil de resolver) es que hayamos borrado accidentalmente un archivo, enviándolo a la Papelera de reciclaje.

En este caso la solución es bastante fácil. Basta con entrar en dicha papelera, marcar el archivo que nos interesa y darle a la opción Restaurar este elemento.



La cosa se complica bastante más cuando dicho elemento no se encuentra en la Papelera de reciclaje.

Esto se puede deber a varios motivos, como que hayamos vaciado la Papelera, que esta se haya llenado y eliminado algunos elementos o que hayamos eliminado estos sin que pasen por la Papelera de reciclaje.

Pero también hay otros motivos por los que podemos perder unos archivos. Entre estos se encuentran el haber tenido que formatear el ordenador por fallos en el disco duro.

Bien, en estos casos existe la posibilidad de recuperar los archivos mediante un programa de recuperación.

MS-DOS tenia sus propias herramientas de recuperación (Undelete y Unformat), pero Windows (y más bajo NTFS) carece de ellas, por lo que tenemos que recurrir a programas externos.

Algunos de estos programas son:

- Pandora Recovery 0.9.33 (Gratuito).
- Smart Data Recovery (Gratuito).
- Smart NTFS Recovery (Gratuito).
- File Recovery & Data Recovery.
- PC Inspector File Recovery.
- Stella Phoenix.

Los que no son gratuitos son los que más posibilidades y facilidades nos plantean a la hora de recuperar nuestros archivos, claro que hay que tener en cuenta una serie de factores:

El primero de todos es que para que estos programas funcionen correctamente la unidad de destino de los archivos recuperados debe ser diferente a la unidad en la que se encuentran los eliminados.

Esto es fácil de conseguir, ya que podemos utilizar como unidad de destino de los archivos recuperados un disco duro externo o un pendrive.

El segundo está en relación con el sistema de grabación de datos.

En un disco los datos se graban en los clúster. Bien, estos son ocupados a medida que hace falta grabar en ellos, pero no de forma consecutiva. Normalmente al borrar un archivo (e incluso al formatear, dependiendo del tipo de formateo que se realice) los clúster que contienen información se mantienen con dicha información (aunque no se pueda acceder a ella).

Pues bien, las posibilidades de recuperar dicha información dependen básicamente de que el total de los clústers que componen el archivo que queremos recuperar sigan conteniendo la información perteneciente a este archivo.

Esto es posible al borrar o al formatear. Incluso es posible al eliminar la partición y volver a crearla siempre que se haga en el mismo sistema de archivos.

Pero evidentemente las posibilidades de que un clúster mantenga la información de un archivo eliminado disminuyen con el paso del tiempo, ya que continuamente se está escribiendo en el disco duro (ya se traten de archivos temporales o definitivos).

También pueden quedar estos datos totalmente inaccesibles al realizar una desfragmentación, ya que en este caso se reasigna la información que contienen una serie de clúster a otros clúster, siendo muy probable que parte de esa información vaya a parar a clústers que contengan datos del archivo a recuperar.

A esto hay que añadirle que hay una serie de archivos que resultan practicamente imposible de recuperar con los programas normales de recuperación de archivos, como son los archivos cifrados o aquellos generados por un programa que incluya en el archivo información sobre su estilo y formato, como es el caso de archivos de texto de versiones más recientes de aplicaciones de Office, entre otros. Existen una serie de programas específicos para la recuperación de este tipo de archivos.

Otra causa por la que se puede perder un archivo es por causa de un virus.

Aquí hay que distinguir dos posibilidades.

La primera es que el virus haya infectado el archivo haciéndolo inaccesible, pero sin destruirlo. En este caso, lo más probable es que una vez eliminado el virus el archivo quede accesible.

La otra es que el virus haya sobreescrito la información del archivo, en cuyo caso es totalmente imposible recuperar esta información, y por lo tanto el archivo.

En definitiva, podemos decir que es posible recuperar un archivo eliminado, pero nunca podemos tener una seguridad al 100% de recuperar un archivo, disminuyendo este porcentaje con el paso del tiempo y el uso que demos al ordenador.

Todo lo expuesto hasta el momento es válido en el caso de que el disco que contiene esta información se encuentre en buenas condiciones físicas.

Muy diferente es el caso cuando la pérdida de datos se debe a una avería física del disco.

Aquí se nos plantear varias posibilidades:

Una es que la superficie del disco se haya estropeado.

En este caso lo primero que debemos hacer es intentas reparar la superficie del disco.

Para ello podemos utilizar una herramienta de recuperación de discos, como es HDD Regenerator 1.51.

Se trata de un programa que no es barato, pero dado el servicio que nos puede prestar tampoco se puede considerar caro.
En el link anterior podemos encontrar una versión de prueba.

Otra posibilidad es que el disco duro no pueda arrancar pero que la placa base lo reconozca.

En este caso a veces es posible recuperar la información que contiene conectándolo como disco secundario o bien conectándolo por medio de una caja externa USB.

Si por este medio podemos entrar al disco y leer la información, copiamos la que nos interese y necesitemos y tenemos solucionado el problema.

El tercer caso es cuando el disco duro no hace absolutamente nada, llegando incluso a no ser reconocido por la placa base.

En este caso no hay más remedio que recurrir a una empresa especializada en dicho trabajo, ya que los medios necesarios para la recuperación de estos datos están fuera del alcance, no ya solo de un usuario (por muy avanzado que este sea), sino también de la gran mayoría de los servicios técnicos, ya que no solo se requieren unos conocimientos concretos, sino que también es necesario disponer de las herramientas, recambios y hasta ambiente preciso para poder realizar este tipo de recuperaciones.

Paradójicamente es mucho más probable una recuperación total de datos cuando se trata de una pérdida de estos por una avería física (nos referimos en este caso al disco duro), pero también es muchísimo más cara dicha recuperación.

En estos casos, si bien puede resultar imposible acceder al disco, los discos magnéticos que contienen la información suelen permanecer intactos.
Tags: Archivos, Recuperar Datos
Opiniones de nuestros lectores:
Ver más Tutoriales
InicioNoticias
^ SubirAviso legal
Política Privacidad
Configurarequipos12 Diciembre 2018